fbpx Skip to main content

El ministerio de Consumo se ha decantado finalmente por la implantación del sistema NutriScore para que los consumidores identifiquen a primera vista la idoneidad de los alimentos que quiere comprar. Se trata del también denominado “semáforo nutricional”, que asocia el verde a los alimentos más saludables y el rojo a los menos saludables, ya implementado oficialmente en Francia y Bélgica. En España entrará en vigor en el primer cuatrimestre de 2021.

¿Qué es el semáforo nutricional?

NutriScore se desarrolló en 2005 por un equipo de investigación de Oxford y fue validado por la FSA (Food Standards Agency). La OMS (Organización Mundial de la Salud) también la ha valorado positivamente. Este sistema usa un algoritmo para valorar las aportaciones nutricionales positivas y negativas de cada alimento y les asigna un color de cinco, que van desde el verde hasta el rojo, dependiendo de la conclusión final a la que llega.

Estas valoraciones de las aportaciones nutricionales por cada 100 gramos del alimento dependen de los siguientes factores:

  •  Los elementos considerados como “positivos” para nuestra salud, es decir, a aquellos que contengan proteínas, fibras, frutas, verduras, leguminosas y frutos secos se les asignará una mejor puntuación con las letras A, B, C que corresponden al color verde (más intenso o más apagado) o ámbar.
  •  Los elementos considerados como “negativos” desde el punto de vista nutricional, es decir, a aquellos que contengan un alto contenido energético, calorías, azúcares, ácidos grasos saturados y sal se les asignará una peor puntuación (letras D y E), que corresponden al color anaranjado o rojo.

¿Qué significan los colores que asigna el semáforo nutricional?

Los alimentos que sí que se encuentran dentro del ámbito de aplicación del NutriScore se clasifican mediante una gama cromática formada por 5 colores (verde oscuro, verde claro, amarillo, naranja y rojo) que permite otorgar una mejor o peor puntuación a cada producto:

  •  Rojo, el extremo menos saludable. En esta categoría encontramos los alimentos procesados que tienen la menor calidad nutricional, es decir, los alimentos menos saludables. Su consumo debería ser esporádico (unas 2 veces al mes). Aquí encontramos los dulces, las salsas, alimentos frutos, mantequilla, etc.
  •  Verde oscuro, el extremo más saludable. En esta categoría encontramos los alimentos más saludables ya que poseen altos niveles de nutrientes beneficiosos como las frutas, las verduras, los cereales o el pan integral. Los nutricionistas afirman que pueden consumir de forma habitual (todos los días).
  •  En medio. En medio están los colores verdes más claro, amarillo y naranja, que contienen una cantidad media de nutrientes beneficiosos. Su consumo debería ser moderado según el tipo de producto (3 veces por semana). En estas categorías encontramos los huevos, las carnes rojas, las aceitunas, las almendras o las nueces.

El semáforo nutricional es muy importante para los consumidores, podemos ahorrar tiempo a la hora de valorar los productos, sabremos los beneficios de los productos que estamos comprando, por lo tanto somos mucho más conscientes de lo que estamos comprando.

En Gloop nos encantan estas iniciativas que provocan el cambio en la sociedad, que nos permiten ser más conscientes y generar esa transparencia por parte de las marcas. Si quieres tener más información sobre Gloop, te dejamos nuestro instagram para que puedas ver más contenido.

Leave a Reply